Autoridades de Salud reportaron los primeros casos de la variante del coronavirus BQ.1, que ha sido nombrada por usuarios en redes sociales como ‘Perro del infierno’ en México. Sin embargo, no es una variante predominante, revelan datos del Instituto de Diagnóstico y Referencia Epidemiológicos (InDRE).

El primer caso de BQ.1 se reportó en la Ciudad de México a inicios de noviembre y desde entonces se ha encontrado en otras entidades, acumulando 95 casos en todo el país.

De acuerdo con el InDRE, ha sido identificada en el Estado de México, Nuevo León, Campeche, Tabasco y Yucatán, siendo esta última la entidad que concentra la mayoría de los casos, con 85 diagnósticos positivos.

El linaje derivado de Omicron ha cobrado notoriedad en el mundo ya que en redes sociales se ha afirmado que es más contagiosa. Sin embargo, ninguna entidad sanitaria ha sugerido que realmente sea peor que otras variantes.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.