Al destacar que en el primer año de administración se logró coordinar estrategias interinstitucionales para combatir la delincuencia y la violencia, el gobernador Alfredo Ramírez Bedolla aseguró que se recuperó Michoacán para las y los ciudadanos.

“Michoacán ya no es de la delincuencia, no es de la corrupción, sino del pueblo, de sus mujeres y hombres libres”, afirmó el mandatario estatal durante su Informe Regional Infiernillo, realizado este martes en la cabecera municipal de Ario de Rosales.

Comentó que en esta región, se retiraron aproximadamente 15 barricadas ubicadas entre Lombardía y Nuevo Urecho, La Huacana, Ario de Rosales y Churumuco, por lo que actualmente, ya se tiene el libre tránsito y mayor seguridad para la población.

También comentó que se apoya a los municipios de esta zona con la entrega total de recursos convenidos para la ejecución de obras públicas, el fortalecimiento a las acciones de seguridad y programas sociales para grupos vulnerables, campesinos y otros.

Indicó que con el respaldo del Gobierno de México y un ahorro de más de 2 mil millones de pesos que se logró con programas de austeridad y trabajo honesto, el estado concluirá el año con solvencia económica y con eso, el pago para los trabajadores al servicio del estado estará asegurado.

La presidenta municipal de Ario de Rosales, Irma Moreno Martínez, reconoció el respaldo del gobernador al señalar que por primera vez se entrega la totalidad de recursos para obra pública convenida, además de los apoyos para fortalecer la seguridad pública y otras acciones a favor de la demarcación.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.