El canciller mexicano, Marcelo Ebrard, condujo este viernes por las calles de La Paz un vehículo eléctrico de origen boliviano para anunciar que está prevista su fabricación a “escala” en México para 2023, proyecto que también incluye la fabricación de baterías de litio tomando la experiencia boliviana.

Ebrard manejó por las calles de La Paz el modelo eléctrico Quantum E3 y resaltó algunos aspectos del diseño, un automóvil con dos tonalidades de blanco y techo negro que tenía alusiones mexicanas y bolivianas, además de la suspensión y el espacio interno. El canciller habló de las oportunidades que el mercado mexicano, “el número 6 en el mundo en exportación automotriz”, puede brindar a la firma boliviana al considerar que, a partir de esto, este pequeño automóvil de desempeño urbano podrá observarse en exposición en “muchas ciudades” norteamericanas y del mundo.

El secretario mexicano de Relaciones Exteriores apuntó que el sector de vehículos eléctricos va a tener un crecimiento “exponencial”, ya que la normativa mexicana establece que para 2030 gran parte de su parque automotor debe ser eléctrico. Está previsto que este vehículo se comenzará a fabricar en México a partir del próximo año gracias a la sociedad entre la boliviana Quantum Motors y la mexicana Potencia Industrial.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.