Con el objetivo de que exista orden en la actividad comercial que se realiza en las plazas y mercados municipales de Morelia que promueve la administración municipal al frente de Alfonso Martínez Alcázar, se llevó a cabo un operativo de verificación y promoción de calibración de básculas en el marco del programa “Kilos de Kilo”, campaña que promueve la Procuraduría Federal del Consumidor (PROFECO).

Bajo un trabajo institucional que garantice precios justos a los consumidores, el Gobierno de Morelia a través de la Dirección de Mercados y Plazas Municipales, en coordinación con la PROFECO, realizaron un primer operativo en el Mercado Nicolás Bravo, mejor conocido como el “Santo Niño”, el cual consistió en capacitar y concientizar a los locatarios para que cumplan bajo los lineamentos legales y comerciales establecidos.

En próximas fechas, la dependencia federal dispondrá al público de básculas en las inmediaciones de los mercados, mientras que la dependencia municipal continuará promoviendo entre los comerciantes la calibración de sus básculas con el fin de generar un beneficio común para todas y todos.

En esta acción participaron por parte de la Dirección de Mercados y Plazas del Ayuntamiento de Morelia, el jefe de departamento de mercados, plazas y regularización del comercio en vía pública, Sergio Aguado Cortés, de la PROFECO Gustavo Adolfo Ríos Mena jefe de Verificación y Defensa, así como Aaron Lira Patlan, director de Zona Metropolitana Morelia.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.