Con la atención a los 11 subcentros del Centro Estatal de Comando, Comunicaciones, Cómputo, Control, Coordinación e Inteligencia (C5-i), ubicados en los municipios de Apatzingán, Lázaro Cárdenas, Coalcomán, Uruapan, La Piedad, Jiquilpan, Huetamo, Zamora, Zitácuaro y dos en Morelia; monitoristas vigilan un total de cinco mil 316 videocámaras de seguridad divididas en todo el territorio estatal.

Existe un protocolo para la recepción y la canalización de las llamadas a esta línea de emergencias, este consiste en brindar a la víctima y/o solicitante el apoyo adecuado con base a su necesidad; derivado de ello, los operadores generan un folio el cual es transferido al área operativa involucrada, ya sea personal policial, paramédico, de protección civil, de control de incendios o psicológico, esto depende de la solicitud requerida, así lo declaró María Dolores Torres Briseño, supervisora del área operativa del 911.

Parte fundamental del área operativa del 911 son los monitoristas, personal capacitado y encargado de mantener constante, puntual y estricta vigilancia a los dispositivos de video distribuidos por sectores en todas las regiones. Tan sólo en la ciudad de Morelia se encuentran instaladas mil 28 videocámaras fijas y de rotación, divididas en un aproximado de 128 postes.

En un régimen de 24 horas se reciben aproximadamente cuatro mil llamadas, los principales reportes que se emiten son sobre accidentes viales, violencia familiar y contra la mujer, alteraciones al orden público, portación y lesiones por arma de fuego, vehículos abandonados, entre muchos más.

La coordinación con autoridades de los tres niveles de gobierno permite otorgar una atención inmediata y eficaz a las solicitudes de emergencias ciudadanas. Las líneas telefónicas 911 y 089 se mantienen a disposición de la población en caso de requerir cualquier apoyo.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.