El derecho de nuestras niñas, niños y adolescentes para un adecuado desarrollo evolutivo de la personalidad, debe estar garantizado en nuestro marco normativo, recalcó la diputada Gloria Tapia Reyes, vicecoordinadora del Grupo Parlamentario del Partido Revolucionario Institucional en la LXXV Legislatura del Congreso del Estado.

Por ello la diputada por el Distrito de Zitácuaro, presentó este miércoles ante el Pleno Legislativo, una propuesta para reformar en la materia, la Ley de los Derechos de Niñas, Niños y Adolescentes del Estado.

El derecho al libre desarrollo de la personalidad es aquella facultad que cada individuo tiene para elegir autónomamente su forma de vivir. Y con ello garantizar a los sujetos plena independencia para escoger, su profesión, estado civil, pasatiempos, apariencias físicas, estudios o actividad laboral y sólo está limitado por el respeto a los demás y el interés general.

Abundó que el Estado debe reconocer la facultad de cada individuo de elegir “ser” y actuar de la manera que mejor le convenga para cumplir con sus preferencias, metas y expectativas particulares.

Recordó que este Derecho está consagrado en la Declaración Universal de los Derechos Humanos en sus artículos 1, 22 y 26, que abordan respectivamente la igualdad y la libertad humana; y la educación como vía para el desarrollo de la personalidad humana.

Este derecho protege la libertad de elegir durante todas las etapas del desarrollo de los menores pues la personalidad depende también de las experiencias e historias personales siendo un asunto integral relacionado con aspectos biológicos, psicológicos y sociales de la vida humana.

Gloria Tapia recalcó que la defensa como derecho Humano debe partir de garantizar que los individuos desenvuelvan sus capacidades en ambientes propicios y no se encuentren obstáculos para posteriormente integrarse efectivamente a la sociedad, por lo tanto, es necesario que las políticas públicas tengan como objetivo brindar oportunidades al desarrollo individual y así fortalecer el derecho a ser diferentes.

Como punto sustancial de la protección del libre desarrollo de la personalidad es el combatir la discriminación tomando en cuenta que la libertad en este caso es sinónimo de diferencia, y la discriminación es una amenaza latente en contra de la dignidad y la calidad humana.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.