Muchos políticos que hoy gobiernan por Morena, llegaron al poder de rebote, es decir, por la fuerza, popularidad y las campañas permanentes que hizo y hace Andrés Manuel López Obrador; Sin embargo, esto tiene una parte endeble: el autoengaño en el que podrían caer estos políticos, pensando que brillan con luz propia.

Nada de eso es verdad; en cuanto López Obrador deje de estar en la esfera pública y haciendo propaganda electoral todos los días -disfrazada de “libertad de expresión”-, la popularidad de estos gobernantes se desfondará.

Por eso, estos gobernantes intentan anclarse lo más que pueden al modelo propagandístico de López Obrador, lo cual, ciertamente, les puede arrojar elementos buenos y malos.

Si los políticos tienen carisma, copiar el modelo de propaganda obradorista, les puede ayudar en algo; pero en aquellos que son grises, el modelo propagandístico obradorista no les servirá mayor cosa, salvo que intenten “inflarse” con encuestas difundidas con “perspectivas a modo”.

De hecho, en Michoacán, intentan copiar la propaganda de López Obrador, pero aún no articulan bien su comunicación, entre otras razones, porque al “comunicar” con discursos populistas caen en excesos, que rápidamente se descubren.

Veamos un par de ejemplos de populismo al desnudo:

Los diputados locales de Morena, aseguraron que el Presupuesto de Egresos 2022 para Michoacán tiene “todas las características de la política de López Obrador”. Entiendo perfectamente que su estrategia es tratar de generar la percepción de que se establece en la entidad lo que ellos llaman la Cuarta Transformación; pero esto es falso.

Aprecie usted el populismo:

A) Aseguraron, que el Presupuesto 2022 presentado por el Ejecutivo de Michoacán y aprobado por el Congreso del Estado, “no contiene deuda” (así como López Obrador repite todo el tiempo que él, no pedirá deuda). Sin embargo, el Ejecutivo del Estado solicitó que se le aprobara una nueva deuda por 470 millones de pesos, y los legisladores lo hicieron. El Poder Ejecutivo de Michoacán, en tres meses y medio de administración ya ha solicitado 1,870 millones de pesos en deuda, la cual se irá en su mayoría para pagar los sueldos y 22 bonos de las maestras y maestros de Michoacán, desde luego contando –por citar solo un ejemplo-, las tres mil plazas dobles ilegales que se tendrán que pagar hasta en tanto no se cancelen.

B) Aseguraron, que el Presupuesto 2022 presentado por el Ejecutivo de Michoacán y aprobado por el Congreso del Estado, es “cero déficit”, lo cual es imposible. ¿Por qué? Porque la impericia de algunos funcionarios, provocó que se plasmara en la Ley de Ingresos 2022 para Michoacán, la existencia de 435 millones de pesos que realmente no llegarán, porque el Estado salió de un Fondo que lo consideraba para ese apoyo, por lo tanto, el Presupuesto de Egresos 2022 aprobado sí contiene déficit, porque lo que dice el papel, es distinto de lo que será la realidad; en los hechos, habrá faltantes económicos.

El populismo es demasiado simple de detectar, porque el político suele quedar atrapado en sus excesos discursivos y propagandísticos. Hoy aseveran algo, y con muy poca investigación se conoce y comprende la verdad; la fortuna del nuevo gobierno de Michoacán, es que los dirigentes de los partidos de oposición a Morena, no comunican de manera profesional y mucho menos saben construir encuadres de comunicación para hacer crecer sus mensajes, generar narrativas propias y sus mitos de gobierno.

Aunque esto último, es casi imposible, porque no gobiernan, no aterrizan acciones concretas que beneficien y que se puedan comunicar con estrategia.

*El autor es consultor, tiene estudios de doctorado en Política, de maestría en Comunicación, de maestría en Neuromarketing, de maestría en Ciencia Política y de licenciatura en Derecho.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.