Sobre un camino de terracería fueron localizadas varias bolsas de plástico de color negro, las cuales en su interior contenían los restos de dos personas desmembradas. De las víctimas se ignora su identidad.

El macabro hallazgo fue reportado la tarde de este domingo, sobre una brecha que conduce de la población de Rancho Nuevo a la comunidad de Villafuerte, hasta donde llegaron los elementos de la Policía Municipal y Policía Michoacán para delimitar la zona bajo los protocolos de la cadena de custodia.

Posteriormente a la zona arribó el personal de la Unidad de Servicios Periciales y Escena del Crimen, cuyos agentes y peritos emprendieron las correspondientes diligencias, confirmando que se trataba de dos cadáveres del sexo masculino desmembrados, los cuales están sin identificar.

Los restos humanos fueron subidos a una ambulancia de uso forense y trasladados a las instalaciones del Servicio Médico Forense para los estudios de ley, en espera de que puedan ser identificados por sus deudos.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.