El gobernador de Michoacán, Alfredo Ramírez Bedolla, se comprometió a mejorar la coordinación interinstitucional entre el gobierno del estado, la Fiscalía General del Estado (FGE) y el Poder Judicial de Michoacán para atender con mayor eficacia los casos de feminicidio que se presentan en la entidad.

Luego de ser abordado por victimas indirectas de mujeres asesinadas por motivos de género, el mandatario estatal aseguró que la prevención del feminicidio se debe de dar por medio de un cambio social y cultural, el cual, reconoció, no se da de la noche a la mañana.

No obstante, señaló que mientras no exista este cambio en la consciencia de la ciudadanía se debe trabajar en fortalecer las instituciones encargadas de procurar que se haga justicia por el asesinato de las mujeres.

Afirmó que es necesario actualizar los parámetros para la tipificación del delito de feminicidio en Michoacán, tema que debe pasar por las manos de los diputados locales y por supuesto, su aprobación, tema que manifestó impulsará en los próximos días.

Por último, aseguró que se trabajará de manera insterinstitucional para la creación de protocolos en el tema del feminicidio se agilicen para que se haga justicia para ir eliminando la impunidad en este delito.

Al corte del tercer trimestre de 2021, en Michoacán 16 mujeres fueron asesinadas por su condición de género, mientras que otras 195 mujeres fueron ejecutadas de manera dolosa, sin que eso tenga relación con que sean mujeres.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.