Pese a la falta de recurso para el pago a docentes, policías y personal de confianza, el gobernador de Michoacán, Silvano Aureoles Conejo, aseguró que las finanzas del estado están ordenadas y completamente sanas.

En rueda de prensa, el titular del ejecutivo estatal reconoció que existen adeudos con distintos sectores de las bases trabajadoras del gobierno del estado, no obstante, negó qué haya problemas en materia económica.

“Nosotros estamos dejando las finanzas ordenadas, las finanzas están sanas,

los retrasos en el pago de las quincenas de los maestros no es un por tema de malversación de recursos”, aclaró.

Aureoles Conejo enfatizó que el problema con el pago a los docentes proviene de un déficit estructural que se arrastra desde hace muchos años, sin embargo, aseguró que continúa en la gestión para conseguir recursos extraordinarios.

En cuanto a los adeudos que se heredará a la administración entrante, precisó que se dejarán 24 mil millones de pesos por conceptos de deuda bancaria y proveedores, suma menor a la que se recibió en 2015 por 32 mil millones de pesos.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.