En Michoacán, el número de personas en situación de extrema pobreza aumentó en 109 mil 223 habitantes, es decir, el 2.3 por ciento en comparación a 2018, cuando sólo el 5.3 por ciento de la población en la entidad, es decir, 251 mil 688 michoacanos, se encontraba en esta condición, de acuerdo con información del Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (Coneval).

Pese a que se aumentó en el número de michoacanos que viven en extrema pobreza, también se presentó una baja en quienes viven pobreza, de un 46.2 a un 44.5 por ciento, es decir que, dos millones 113 mil personas habitan en la pobreza, con carencias en el ámbito educativo, de acceso a la salud, seguridad social, servicios básicos y alimentación.

Fotografía 📸: Especial

De ahí se desprende el segundo sector social con mayor presencia en la entidad, pues aunque ya no son considerados como pobres, el 33.9 por ciento, un punto porcentual más que en 2018, de la ciudadanía, un millón 609 mil personas habitan con alguna carencia social como las ya enumeradas, con mayor énfasis en el acceso a la seguridad social y a los servicios de salud.

Mientras que la población considerada vulnerable por el nivel de ingreso económico, 5.3 por ciento, se mantuvo de la misma manera en comparación a los últimos tres años; cabe señalar que población con ingreso inferior a la línea de pobreza extrema por ingresos creció de un 12.8 a un 14.5 por ciento, en comparación a la población con ingreso inferior a la línea de pobreza por ingresos que disminuyó de un 51.5 a un 49.8 por ciento.

A la par del crecimiento de la población en extrema pobreza, la población no pobre y no vulnerable también aumentó, pasando del 15.6 a un 16.3 por ciento, un promedio de 774 mil michoacanos ganan un salario que les permite tener acceso a educación, salud, seguridad, vivienda, servicios y alimentación, para ellos y para su familia.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.