En Michoacán, falta mucho por hacerse, pero sacar adelante al estado es tarea de todos, especialmente ante un panorama adverso como el que nos ha venido a dibujar la actual pandemia; para atender las necesidades del estado aun falta camino que recorrer y este quinto informe de actividades lo demuestra, así lo comentó el diputado local de la Representación Parlamentaria, Francisco Javier Paredes Andrade.

Al tomar la palabra en el pleno legislativo, el congresista local consideró que es momento no solo de criticar el actuar del poder ejecutivo, sino de aprovechar la coyuntura y posicionar un parlamento abierto con una eficiente estructura de control, supervisión y sanción a las funciones del gobierno y en el manejo de recursos públicos.

Que no quepa duda que este Congreso es de la mayor trascendencia dentro del sistema de contrapesos, que el pueblo no quiere ni tolera un Poder Legislativo subordinado al Ejecutivo Estatal, no importa quién sea el titular, tenemos el deber moral y político de estar a la altura de las circunstancias políticas, de ser un poder soberano en su expresión de ejercer y poseer la autoridad suprema e independiente.

Paredes Andrade consideró el trabajo del Gobierno michoacano no termina sólo con la entrega de un informe bien estructurado, sino que es la radiografía de los avances y carencias en cinco años de gestión, por lo que es necesario que, con la detención de las faltas palpables que pueda presentar, se refuercen dichas áreas y con ello, sea posible posicionar al estado entre los mejores del país en cuanto a desarrollo social, económico, educativo y de seguridad.

En este sentido, destacó la necesidad de impulsar una rendición de cuenta más ágil por parte de los funcionarios públicos, que permita un diálogo directo entre el titular del Poder Ejecutivo y los integrantes de este Poder Legislativo; pugnando por establecer desde la Constitución ese diálogo entre poderes, y no sólo realizar un informe protocolario de carácter eminentemente informativo.

Un servidor hace un par de meses presente una iniciativa que pretende modificar el formato actual que se sigue para la presentación del Informe de gobierno si como representantes de los Poderes Legislativo y Ejecutivo, pretendemos cumplir a cabalidad con la rendición de cuentas, que se debe garantizar en todo sistema democrático, pues dicho formato ha quedado obsoleto y rebasado.

Por tal motivo consideró que los funcionarios estatales deben asistir a rendir cuentas en solitario pero como un claro ejercicio argumentativo, de realidades y áreas de oportunidad, de reconocer lo que no se ha hecho, ejercicios en los que importe más el fondo que la pose “con la endeble legislación que al respecto tenemos, para aclarar o clarificar los principales temas de la vida pública de Michoacán, como lo es la Deuda Pública, el sector Salud, la Educación, el tema de Seguridad”, dijo.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.