En Morelia el reglamento de Tránsito y Vialidad prohibe que se aparten lugares en la vía pública y por ello el Ayuntamiento ha comenzado una exhaustiva revisión de las calles del centro de la capital para impedir que franeleros y lavacoches utilicen cualquier tipo de objeto para reservar espacios de la calle.

Así lo señala en su artículo 82 donde prohibe en las vías públicas lo siguiente:

  • II. Colocar bordos, barreras, y cualquier tipo de objeto que obstruya la circulación de vehículos, aplicar pintura en banquetas, calles y demás vías públicas, o destinar espacios para estacionar vehículos, sin el permiso correspondiente emitido por la Comisión.
  • IV. Instalar, colocar, arrojar o abandonar objetos, tirar basura, lanzar o esparcir botellas, vidrios, clavos, latas o cualquier otro material o sustancia que pueda ensuciar o causar daño a las vías públicas u obstaculizar el tránsito y vialidad de peatones y vehículos.
  • XI. Apartar lugares en la vía pública con cubetas, piedras, postes, cadenas, lazos u otros objetos; con el propósito de estacionar vehículos.

Así lo dio a conocer el secretario del ayuntamiento, Humberto Arroniz Reyes quien expuso que existe una reglamentación para los hoteles, franeleros y lavacoches que utilizan la calle como un medio de subsistencia pero esta situación está prohibida, por lo que rechazó que en algún momento se vayan a legalizar a estos personajes para que puedan trabajar con tolerancia, como ocurre con algunos vendedores ambulantes.

Esto debido a que muchas de estas personas aprovechan la calle y los espacios que reservan para drogarse y estar alcoholizándose por lo que la Policía de Morelia estará revisando y deteniendo a estas personas para darles atención y buscar que mejoren sus conductas a través de cursos.

En Morelia, de acuerdo a datos del Ayuntamiento existen al menos 100 franeleros operando en la ciudad de manera irregular, por lo que en compañía de la policía municipal se estarán liberando los espacios apartados por estas personas para impedir que encuentren un sustento económico en esta actividad irregular.

Por otro lado van al menos 50 detenidos que han sido investigados y conminados a tomar cursos para mejorar su situación, además de que muchos de ellos ni siquiera son de la ciudad, por lo que se busca la manera de retornarlos a su lugar de origen, refirió Arroniz Reyes.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.