Luego de que este lunes se destapo que en un enfrentamiento en Nuevo León en julio pasado entre militares y presuntos integrantes de la delincuencia organizada en el que una persona sobrevivió, pero elementos militares ordenaron matarlo, el presidente Andrés Manuel López Obrador informó que ordenó a la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) realizar una investigación sobre este caso porque señaló que su gobierno no permitirá esas prácticas.

En conferencia de prensa, el titular del Ejecutivo federal señaló que esta nota fue analizada en la reunión con su Gabinete de Seguridad y donde pidió al general Luis Crescencio Sandoval, titular de la Sedena que se investigue este caso.

“Se denunció en el periódico de un posible delito cometido por un miembro del Ejército al rematar a un herido. Hubo un enfrentamiento y parece que hubo un herido, eso es lo que señala el periódico y que se ordenó que lo remataran.

“Hoy mismo en la mañana di instrucciones al secretario de la Defensa Nacional para que se investigue porque nosotros no vamos a permitir estas prácticas, eso se hacía antes, había la consigna de rematar a los heridos, en enfrentamientos”.

En este sentido, el mandatario acusó que por estas prácticas violatorias a los derechos humanos había en sexenios anteriores tasas de letalidad “elevadísimas”.

“Hubo dos años en el sexenio de Calderón que no había prácticamente heridos y tampoco muchos detenidos, eran más los muertos”, dijo.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.