Con la llegada de la Nueva Normalidad a Michoacán, la reapertura económica se ha dado de manera gradual, no obstante, hay quienes ya no podrán regresar a sus actividades, tal es el caso de los 250 comercios en el primer cuadro de la ciudad que cerraron sus puertas de manera definitiva como consecuencia de la pandemia del Covid-19, dio a conocer el presidente de la Asociación de Comerciantes y Vecinos del Centro Histórico (Covechi), Alfonso Guerrero Guadarrama.

En entrevista, el líder empresarial detalló que a razón de dichos cierres por la crisis económica se perdieron alrededor de 800 empleos formales, entre los cuales destacan meseros y trabajadores de restaurantes, que debido a la reducción de aforo en estos espacios, la plantilla laboral también se redujo.

Aún cuando tres mil unidades económicas en el Centro de la ciudad ya tienen sus puertas abiertas, esto no significa que los locatarios y sus trabajadores estén generando grandes ganancias, según lo dicho por Guerrero Guadarrama las ventas de productos se elevan apenas al 40 por ciento del orden habitual.

“Estamos todavía lejos de un punto de equilibrio, eso es cuando tienes un monto de ingresos donde no pierdes ni ganas, que sólo ganas lo necesario para sobrellevar gastos fijos, nóminas impuestos y renta, (…) llegaremos cuando estemos entre el 70 y 75 por ciento”, indicó.

Ante dicho panorama, el presidente de la Covechi estimó que será hasta el último trimestre del presente año que se hable de verdaderas ganancias para este sector económico.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.