Debido a la actual fase 3, en la que se encuentra el país por la emergencia sanitaria del COVID-19 y el riesgo que persiste al ser una enfermedad altamente contagiosa, en Michoacán las dependencias del Poder Ejecutivo del Estado, con actividades no esenciales, seguirán suspendidas hasta el 30 de junio.

Las modificaciones instruidas por el Gobernador de Michoacán, Silvano Aureoles Conejo, quedaron plasmadas en el Acuerdo Administrativo publicado el 29 de mayo del presente año en el Periódico Oficial del Estado.

La medida forma parte de las acciones implementadas por el Gobierno del Estado, para evitar la aglomeración de personas, por lo que también determina la extensión del plazo a la suspensión de clases.

El documento también hace referencia a la eliminación de los plazos sobre trámites fiscales y tributarios contemplados en dicho periodo.

Dichas reformas a Acuerdos Administrativos previos, tienen el propósito de contener el aumento en el número de casos por COVID-19, ya que la Organización Mundial de la Salud, advirtió a los Estados, que se continúa en una fase en que la enfermedad ocasionada por el virus está en alza.

Por lo que el Gobierno de Michoacán, que encabeza Silvano Aureoles Conejo mantiene su convicción de salvar vidas y tomar medidas extraordinarias para atender la emergencia sanitaria generada por el virus SARS-CoV2.

1 COMENTARIO

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.