Pese a los reclamos de la afición purépecha este domingo, los todavía jugadores del Morelia ya fueron notificados que la franquicia se mudará a Mazatlán, Sinaloa, y de paso aprovecharon para tranquilizarlos sobre su futuro.

Por tal motivo, la directiva solicitó una reunión vía Zoom este domingo con los jugadores para platicarles el tema y aclarar dudas. Esta reunión, según el informante, fue en grupos de 10 jugadores donde se les dio tranquilidad sobre el futuro de la franquicia.

Ahí también la gente de pantalón largo les pidió calma para que no tengan preocupaciones respecto a sus contratos, ya que a los que entren en planes del nuevo técnico se les respetará el vínculo.

La junta virtual fue de cordial, y ahí también le hicieron ver al equipo lo complicado de la situación económica del club por la pandemia del coronavirus, y de ahí que hayan aceptado el cambio de sede a Mazatlán, donde el gobierno de Sinaloa construyó un estadio con una inversión de alrededor de alrededor de 500 millones de peso, cuya obra se inició en 2017.

Ahora vendrá el papeleo y los pagos a la Liga MX para anunciar en la semana el cambio de sede del Morelia, que dejará la capital purépecha para jugar desde el Apertura 2020 en Mazatlán, Sinaloa, en el estadio de 25 mil personas que en varias ocasiones ha presumido el gobernador Quirino Ordaz, y el cual también ha sido visitado por el titular de la Liga MX, Enrique Bonilla.

La relación entre Grupo Salinas y Gobierno del Estado, específicamente con la administración de Silvano Aureoles Conejo estaba muy desgastada ya que en sexenios anteriores la directiva rojiamarilla percibía hasta 120 millones de pesos, mientras que el perredista aportaba la mitad de recursos, por ello la directiva buscaba presionar.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.