Los vecinos de la avenida Madero Poniente amenazaron con detener la obra que se realiza actualmente en el lugar debido a que se oponen a que sea instalada una ciclovía y además denunciaron que existe un retraso en la entrega.

Los vecinos inconformes dijeron que ya han agitado el diálogo con las autoridades municipales y además exigen una indemnización por las pérdidas económicas que han sufrido desde noviembre pasado, cuando inició la obra en la que se invertirán $300 millones de pesos procedentes del Gobierno de México.

Explicaron además que nadie les consultó sobre esta obra y los daños que generará la ciclovía a sus ganancias son incalculables, aunado a que muchos locatarios siguen utilizando la calle para atender a sus clientes, pero ahora con la nueva obra no podrán seguir haciéndolo.

También aprovecharon los micrófonos para asegurar que el movimiento no es político y que son más de cinco los vecinos inconformes pero solo son algunos los representantes pues los demás se dedican a tratar de salvar sus negocios.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.