Es necesario que se coordinen acciones entre las autoridades de los gobiernos municipal, estatal y federal con la empresa Kansas City Southern, en la elaboración de un plan integral para reubicar el patio de maniobras del tren de Morelia, con el objeto de salvaguardar la seguridad de los morelianos y evitar los problemas de movilidad urbana, puntualizó la diputada integrante de la LXXIV Legislatura Local, Lucila Martínez Manríquez.

Luego de que el presidente municipal de Morelia, Raúl Morón informara el planteamiento que le expuso al Presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador de sacar el tren de Morelia, la legisladora coincidió en que es necesario que dicho tema se resuelva, ya que es una demanda que por años han manifestado las y los morelianos.

En ese sentido, recordó que en octubre del año pasado, presentó al Pleno de la LXXIV Legislatura Local del Congreso del Estado, un exhorto a las autoridades de los tres niveles de gobierno y a la empresa para que se impulsara un plan integral para reubicar el patio de maniobras del tren que pasa por esta ciudad capital.

La legisladora mencionó que no se pueden negar las bondades del tren como herramienta fundamental para la expansión de la economía al facilitar el traslado de mercancías, sin embargo, en la actualidad es necesaria su reubicación, ante los accidentes que se han reportado y ante los problemas de movilidad urbana que se registran todos los días, con el propósito de garantizar la seguridad de los ciudadanos y evitar malestar ciudadano.

Recordó que el 10 de septiembre del año 2008, un tren procedente de Lázaro Cárdenas con destino a Monterrey, sufrió un descarrilamiento en la población, denominada Tenencia Moleros al sur de la ciudad de Morelia, Michoacán, ese tren transportaba entre otros productos nitrato de amonio, material considerado altamente peligroso, inflamable y que reacciona al entrar en contacto con el agua, afortunadamente el descarrilamiento no dejó pérdidas humanas, pero sí ocasionó pérdidas materiales, dejando 11 familias sin hogar, 3 viviendas completamente afectadas y 43 personas en albergues.

Asimismo el 11 de octubre del año 2015, en la colonia Jacaranda de Morelia, cuando un niño de tan sólo seis jugaba con un balón cerca de las vías y en un determinado momento el tren inició su marcha y lo atropelló, causándole lesiones que lo llevaron a perder sus dos piernas. “Si bien es cierto que el hecho se pudo deber a un descuido, también lo es que este lamentable suceso se hubiera evitado si el patio de maniobras hubiese estado fuera de la mancha urbana”.

Dichos accidentes no han sido los únicos, por lo que Lucila Martínez consideró necesario que se busque una solución integral a la problemática y de solución al riesgo que genera diariamente el paso del tren por esta ciudad capital.

En ese contexto, consideró necesario establecer una comisión especial que dé seguimiento a la voz de las y los morelianos que demandan la salida del tren y que el presidente de la República pueda atender el planteamiento que ya le hizo el alcalde.

La legisladora recordó que la empresa Kansas City Southern llega a realizar hasta cinco recorridos diarios por territorio michoacano, y en varias ocasiones con 100 furgones y algunos con doble estiba.

Aunado a que esta compañía que pasa por Morelia, en su red de 4 mil 389 kilómetros en los Estados Unidos, tuvo 91 descarrilamientos durante 2005 y otros tantos en el 2004, según la Federal Railroad Administration. Se estima que en México tiene 4 mil 281 kilómetros de vías, las cuales no fueron calculadas para los pesos y volúmenes que trasporta actualmente.

Deja un comentario

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.