Recomendación semanal Salvador Chávez Ortíz

Ángeles Doñate se pone de nuevo al servicio de una historia donde las cartas vuelven a ser las protagonistas.

Chicas en la luna

La recomendación literaria semanal de Salvador Chávez Ortíz ✍🏻

Caraval, la recomendación semanal de Salvador Chávez Ortíz

La recomendación semanal de Salvador Chávez Ortíz ✍🏻

LA RECOMENDACIÓN LITERARIA DE LA SEMANA POR SALVADOR CHÁVEZ ORTÍZ

La vida de Scott Stossel ha sido desde la infancia una lucha constante contra la ansiedad. En estas páginas nos cuenta su propia experiencia...

LA RECOMENDACIÓN LITERARIA DE LA SEMANA POR SALVADOR CHÁVEZ

La publicación de Grey es todo un suceso para los 125 millones de lectores de la trilogía más sensual de los últimos años, "Cincuenta...

RECOMENDACIÓN LITERARIA DE LA SEMANA, POR SALVADOR CHÁVEZ ORTÍZ

Tercer y último volumen de la trilogía Diario de una invasión Zombie, tan emocionante y entretenida como las dos anteriores nos mantendrá al filo...

LA RECOMENDACIÓN LITERARIA DE LA SEMANA, POR SALVADOR CHÁVEZ ORTÍZ

El cuentacuentos es más que una historia de amor, es una historia que mezcla la ruda realidad que afronta Abel -un joven preparatoriano que...

LA RECOMENDACIÓN LITERARIA DE LA SEMANA POR SALVADOR CHÁVEZ ORTÍZ

Continuación de la novela Los 100 de Kass Morgan, nominada al mejor libro para jóvenes del 2013 por Teen Reads, y que inspiró una...

RECOMENDACIÓN DE LA SEMANA POR SALVADOR CHÁVEZ ORTÍZ

Un libro apto para públicos amplios interesados en conocer cómo funcionan los procesos de la memoria. Aunque es cierto que cada cual aprende a su ritmo, cuando lo...

RECOMENDACIÓN DE LA SEMANA POR SALVADOR CHÁVEZ ORTÍZ

Las drogas existen. Están en el mundo. Hay millones de usuarios y usuarias de sustancias tóxicas que alteran la conciencia. Al mismo tiempo, la...

Nuestras redes 😁

12,825FansMe gusta
199SeguidoresSeguir
727SeguidoresSeguir
94suscriptoresSuscribirte

Continúa leyendo 📰

Nueva portada para el FIFA 2018

Recomendación literaria: La chica de antes

Aprendiendo a ser padres sanos

Crítica de cine: Baby Driver