Fuente: El Universal

Locatarios del centro histórico de San Miguel de Allende, Guanajuato, denunciaron que han sido víctimas de extorsiones, pues hace tres semanas sujetos dejaron maletas que contenían dosis de cocaína y marihuana con notas donde les daban 22 días para vender la droga.

Por miedo, cerraron cinco cantinas, ubicadas en el primer cuadro de la ciudad.

De manera anónima, por miedo a represalias, comerciantes declararon que prefirieron cerrar sus negocios antes de que se cumpliera el plazo que venía en la nota escrita a mano en una hoja de libreta, el cual en algunos casos era de hasta un mes.

Por el temor tampoco han denunciado a las autoridades y sólo optaron por tirar a la basura las bolsas con las sustancias ilícitas y cerrar su negocios. Al menos 80 personas que trabajaban en dichos sitios perdieron su empleo.

Los locatarios refirieron que no han presentado las denuncias correspondientes por miedo a que les ocurra lo mismo que a los comerciantes de Celaya, quienes el pasado viernes 2 de agosto, también fueron víctimas de extorsiones; el lunes 5 se manifestaron en la presidencia municipal y horas más tarde les balearon tres negocios y mataron a cuatro personas.

 

 

Deja un comentario

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.